lunes, 20 de agosto de 2018

JOHN KING



John King es un músico y compositor de vanguardia estadounidense. Es autor de un gran número de composiciones, entre ellas siete operas,y docente. John es además aficionado al ajedrez.

En una entrevista concedida en 2016 a Frank J. Oteri, King recurre a una analogía con el ajedrez  para explicar algunos de los métodos de composición que sigue con sus alumnos. En especial, lo que el músico norteamericano llama composición relámpago: «Si sabe jugar al ajedrez» —dijo King a Oteri— «sabrá lo que es el ajedrez relámpago: es superrápido. Vas con lo que sabes, independientemente de cual sea tu experiencia en ajedrez». En sus clases el músico daba a sus estudiantes quince minutos para idear una composición. Naturalmente, el objetivo era que los alumnos juntaran conceptos a toda velocidad y analizaran después qué había pasado. Como en el ajedrez, remarcaba el músico, es sorprendente la cantidad de ideas que pueden generarse en poquísimo tiempo.

viernes, 17 de agosto de 2018

SIETE SITIOS SIN TI


Ajedrez incidental en el bello cómic «Siete sitios sin ti», de Juan Berrio. En la reconciliación de una joven pareja no puede faltar un tablero de ajedrez. Aclaro que lo que se tiene que llevar el joven es una vieja televisión.

FICHA TÉCNICA
JUAN BERRIO
SIETE SITIOS SIN TI
DIB-BUKS. MADRID, 2018

jueves, 16 de agosto de 2018

CASSAVETES vs ROWLANDS


John Cassavetes y Gena Rowlands se enfrentan delante de un tablero de ajedrez en una foto promocional de autor desconocido que podemos fechar en la década de los sesenta del siglo XX. Gena es una actriz de reconocido prestigio y John fue actor, montador y director de cine. Juntos realizaron algunas de las películas de cine independiente más reconocidas del siglo XX.

Lo curioso de la fotografía es que a partir de ella se pintó un cuadro que aparece en al menos tres películas de Cassavetes:

Faces. John Cassavetes. The Walter Reade Organization, 1968

Opening Nights. John Cassavetes. Faces Distribution, 1977

Love Streams. John Cassavetes. Cannon Films, 1984.
La presencia constante de este cuadro en las películas de John Cassavetes se explica porque este realizó la mayor parte de su obra fuera de la industria y de manera independiente. Al trabajar con presupuestos casi inexistentes, teniendo que sufragar los rodajes con el trabajo de actriz de Gena y el suyo de realizador para televisión (y con la solidaridad de sus actores, que a veces no cobraban y a veces tenían que poner dinero) gozó de una gran libertad creativa. Pero para ahorrar, con frecuencua tuvieron que grabar en el propio domicilio de Rowlands y Casavettes. Por ello, lo que se ve en estas películas son sus cosas, sus muebles, sus cuadros. 

lunes, 13 de agosto de 2018

END GAME POR ZENA FAIRWEATHER


«End Game» es un dibujo de la artista norteamericana Zena Fairweather. Con esta obra, Zena obtuvo el cuarto premio en la categoría de dibujo del concurso Art Competition.net de 2016.

FICHA TÉCNICA
ZENA FAIRWEATHER
END GAME (2016)
LÁPIZ Y TINTA SOBRE PAPEL. 35,83 x 46,99 cm
COLECCIÓN PARTICULAR

domingo, 12 de agosto de 2018

ROBERT LOUIS STEVENSON

Fragmento de uno de los ensayos de Robert Louis Stevenson reunidos en Memories & Portraits. Stevenson dice que lo fundamental de la vida reside en la competición, en la pugna y hace una mención al ajedrez como uno de los escenarios donde compiten entre sí las personas.
La esencia de la vida es la lucha; hasta la relación más amistosa es una suerte de competición. Y para no renunciar a todo lo que nos es valioso, debemos enfrentarnos continuamente a los otros, cara a cara, y luchar hasta caer, bien sea en el amor o la enemistad. No es sino por la fuerza del cuerpo o del caracter o del intelecto que alcanzamos placeres dignos. Hombres y mujeres compiten en el campo del amor, como mesmeristas rivales. Los activos y hábiles deciden sus desafíos en el deporte, los sedentarios se sientan a jugar al ajedrez o a conversar. 

FICHA TÉCNICA
ROBERT LOUIS STEVENSON
MEMORIES AND PORTRAITS
CHATTO & WINDUS. LONDON, 1912

SANDRA FISCHER
TULIO Y NOGA JUGANDO AL AJEDREZ, 1993
ÓLEO SOBRE LIENZO. 40,64 x 50,80 cm.
COLECCIÓN DE MAX KITAJ

lunes, 6 de agosto de 2018

JIM LaSALA


Jim LaSala es un fotógrafo neoyorquino especializado en retrato y fotografía documental. La fotografía que presentamos se titula Gentleman playing chess (Caballero jugando al ajedrez) y pertenece a la serie «On the Street» (En la calle).

viernes, 27 de julio de 2018

RALPH WALDO EMERSON


Fotografía estereoscópica de finales del siglo XIX en la que podemos ver, sentado a la izquierda del tablero, al filósofo Ralph Waldo Emerson.

Emerson citó en varias ocasiones el ajedrez en sus escritos. En particular citó a Morphy en uno de sus libros para ejemplificar la diferencia que existe entre la mirada del profesional —en el campo que sea— y la del espectador aficionado.

La cita es la siguiente:
Morphy juega una partida de ajedrez muy atrevida: pero el atrevimiento solo es una ilusión del espectador, para el maestro sus jugadas son fuertes y seguras.
Ralph Waldo Emerson. The Complete Works. 1904. Vol. VII. Society and Solitude

jueves, 26 de julio de 2018

DE VARIA INVENCIÓN XCIX

La razón por la que nunca progresará en el ajedrez, Meyerle, es que no odias lo bastante el hecho de perder.
La verdad es que prefiero perder dice Landsman. Para ser sinceros, si empiezo a ganar, me entran sospechas.


FICHA TÉCNICA
MICHAEL CHABON
EL SINDICATO DE POLICÍA YIDDISH
MONDADORI. MADRID, 2008  
TRADUCCIÓN DE JESÚS CALVO

BORIS SHAPIRO
AJEDREZ, S/F
ÓLEO SOBRE LIENZO. 81 x 65 cm.
COLECCIÓN PARTICULAR

miércoles, 25 de julio de 2018

MICHAEL KENNA


Michael Kenna es un fotógrafo paisajista que permanece fiel al blanco y negro, al formato cuadrado que le da su vieja Hasselblad y a las largas exposiciones —a veces de horas— con la cámara colocada en un trípode. Él mismo revela los negativos y positiva las imágenes finales.

Su estilo se califica con frecuencia de minimalista. Un forma de trabajar lenta y detallista —y frecuentemente nocturna— con pocos elementos pero mostrados en composiciones cuidadas al mínimo detalle para obtener unas imágenes con un fuerte contenido poético.

Chess Board es una foto de 2000 tomada en la localidad francesa de Wimereux.

martes, 24 de julio de 2018

FLUYAN MIS LÁGRIMAS...

Porque el instinto de la supervivencia acaba por fracasar. En todo ser vivo, ya sea topo, humano, murciélago o rana. Incluso las ranas que fuman cigarros y juegan al ajedrez. Uno nunca puede conseguir lo que trata de lograr su instinto de supervivencia, así que al final aquello por lo que uno ha estado luchando acaba en fracaso, y uno sucumbe ante la muerte, y se acabó todo. Pero si uno ama, uno puede difuminarse y contemplar… 
No estoy dispuesto a difuminarme interrumpió Jason.



FICHA TÉCNICA
PHILIP K. DICK
FLUYAN MIS LÁGRIMAS, DIJO EL POLICÍA
MINOTAURO. BARCELONA, 2011
TRADUCCIÓN DE DOMINGO SANTOS

ILUSTRACIÓN DE MARÍA JOSÉ ACOSTA

lunes, 23 de julio de 2018

RIBEYRO vs COAGUILA


El escritor peruano Julio Ramón Ribeyro jugando al ajedrez contra el periodista y escritor Jorge Coaguila en la casa del primero en malecón de Sousa, en Barranco. Jorge Coaguila es uno de los mayores expertos en Ribeyro. La foto es de Miguel Carrillo y fue tomada en 1992.

Ribeyro era un apasionado jugador de ajedrez y todas las biografías que hay sobre él coinciden en mencionar que jugar al ajedrez era un acto cotidiano para él.


sábado, 21 de julio de 2018

EL SINDICATO DE POLICÍA YIDDISH

El sindicato de policía yiddish es una novela del norteamericano Michael Chabon (premio Pulitzer en 2001) publicada en 2007 que presenta una curiosa mezcla de géneros ya que se trata de una ucronía —o historia alternativa— contada en clave de género negro.

El marco en el que Chabon sitúa su historia es el siguiente: en algún momento de la II Guerra Mundial, los soviéticos se vieron incapaces de frenar el empuje alemán en el frente oriental y tuvieron que rendirse ante el Eje. Esto dejó solos a los norteamericanos frente a los nazis por lo que aquellos tuvieron que recurrir al poco glorioso recurso de dejar caer una bomba atómica sobre Berlín para decidir la guerra a su favor. 

Marilyn Monroe es la primera dama de los Estados Unidos, por lo que el mundo se perdió el cumpleaños feliz más tórrido de la Historia, y Orson Welles ha conseguido rodar su anhelada versión de El corazón de las tinieblas.

Vladimir Lyubarov. El final del juego, 1999
El Estado de Israel fue fundado igualmente el 14 de mayo de 1948 pero salió derrotado por las naciones árabes en la guerra que se declaró al día siguiente y los judíos fueron expulsados de Oriente Medio. Los norteamericanos los acogieron en Alaska, de donde, después de una difícil convivencia con las naciones indias, están a punto de ser expulsados otra vez hacia una nueva diáspora. Y es allí, en Alaska, en medio de la incertidumbre hacia lo que deparará el futuro, donde Meyer Landsman, uno de los policías más borrachos y atormentados de la enorme caterva de personajes borrachos y atormentados que nos ha legado la literatura negra, tiene que resolver un caso de asesinato. Como las desgracias rara vez vienen solas, la nueva supervisora de la policía yiddish, es decir la supervisora de Landsman, es su exmujer.

Boris Dubrov. La partida de ajedrez
En el infecto hotel donde Landsman intenta disolver su fracaso en alcohol se comete un asesinato. Han matado a otro inquilino que intenta hacer los propio con la heroína y el ajedrez. En medio de una horrible resaca, el policía se juramenta para resolver el caso cueste lo que cueste. Mínima solidaridad entre perdedores. El muerto, que fue asesinado precisamente mientras estaba sentado delante de un tablero de ajedrez, se llamaba Emanuel Lasker. No era, por supuesto, el segundo campeón del mundo de ajedrez, sino un pobre diablo que había elegido como apodo el nombre del legendario jugador.

El fracaso de la URSS en la guerra había impedido que la enorme progresión del ajedrez soviético de posguerra se produjera y el testigo fue recogido por Israel. De hecho, en la novela se cuenta que en 1980, un judío de nombre Melekh Gaystik se proclamó Campeón del Mundo al derrotar en San Petersburgo a Jan Timman, convirtiéndose en el primer campeón israelí de la historia. 

Moshe Rynecki. Los jugadores de ajedrez, s/f
Muchos de los protagonistas de la novela tienen una gran afición al ajedrez y algunos de ellos un gran nivel de juego. A lo largo de todo el libro la presencia del ajedrez será constante. Sobre todo porque buena parte de la trama gira entorno a averiguar quién estaba jugando al ajedrez contra Lasker en el momento de su muerte. Uno de los que no lo juega es el propio Landsman, fundamentalmente porque asocia el ajedrez con su padre, quien era un gran jugador, pero cuyos empeño en enseñarle a jugar al ajedrez detestaba. El progenitor de Landsman viene descrito así:
Todas las mañanas, lloviera, nevara o hiciera niebla, caminaba tres kilómetros hasta la cafetería del hotel Einstein, se sentaba a una mesa con tablero de aluminio del fondo, mirando a la puerta, y sacaba un ajedrez pequeño de madera de arce y cerezo que le había regalado su cuñado. Todas las noches se sentaba en el banco del fondo de la casita de la calle Adler donde creció Landsman, en Halibut Point, y revisaba las ocho o nueve partidas por correspondencia que tenía en marcha a la vez. Escribía comentarios para la Chess Review. Corregía una biografía de Tartakower que nunca terminó ni abandonó del todo. Obtuvo una pensión del gobierno alemán. Y con la ayuda de su cuñado, le enseñó a su hijo a odiar el juego que él amaba.
Victor Brindacht. Partida de ajedrez, s/f
Además, se habla mucho sobre el juego, con algún que otro tropiezo en la traducción (¡ay, esa Defensa de la Reina India!), se habla de Lasker —incluso de su libro no ajedrecístico Lucha—, de Capablanca, de Alekhine y de algunos jugadores más, sobre todo de Tartakower —e incidentalmente de Marcel Duchamp—, se cita el libro «Trescientas partidas de ajedrez» de Siegbert Tarrash, se habla de revistas como Chess Review... 

La investigación del caso nos sumerge en el mundo de los judíos ultraortodoxos y la búsqueda del Mesías ya que, según algunas corrientes del judaísmo, cada generación «produce» un candidato a Mesías, listo para asumir el liderazgo en el momento en el que se den las condiciones necesarias.


Dennis Bacchus. Jugando al ajedrez, s/f
En un momento dado, Landsman descubre que la posición que aparecía en el tablero en el momento de la muerte de Lasker no se correspondía con una partida sino con un problema, con una composición. 
—Me enseñó ese maldito problema suyo, el mate en dos movimientos —dice Hertz—. Me dijo que lo había sacado de un ruso. Me dijo que si yo lo solucionaba, entendería cómo se sentía.
Zugzwang —dice Bina.
—¿Eso qué es?
—Es cuando no tienes buenos movimientos —dice Bina—. Pero aun así tienes que mover pieza. 
—Oh —dice Ester-Malke, poniendo los ojos en blanco—. Ajedrez.
—Lleva días volviéndome loco —dice Hertz—. Todavía no puedo hacer mate en menos de tres movimientos.
—Alfil a c2 —dice Landsman—. Signo de admiración.
Hertz tarda un rato que a Landsman le parece largo, con los ojos cerrados, en entenderlo, pero por fin el anciano asiente.
Zugzwang —dice.
Aunque durante el texto se han dado algunas pistas sobre cómo estaban dispuestas las piezas en el tablero, en los agradecimientos Chabon desvela la fuente del problema que se describe en el libro, fuente que ya es conocida en ARTEDREZ. Se trata de una composición de Vladimir Nabokov de 1940 que se publicó por primera vez en su libro autobiográfico Speak, Memory de 1951.


Vladimir NABOKOV
Habla, memoria, 1951
#2                                                   (10+8)


La novela ganó en 2008 el premio Hugo, uno de los más importantes del mundo en el ámbito de la ciencia ficción.

FICHA TÉCNICA
MICHAEL CHABON
EL SINDICATO DE POLICÍA YIDDISH
MONDADORI. MADRID, 2008  

TRADUCCIÓN DE JESÚS CALVO
___________________________

VLADIMIR NABOKOV en ARTEDREZ

Más sobre los autores de las ilustraciones.





miércoles, 18 de julio de 2018

PROFANACIÓN

Hace unos meses y para celebrar la entrada número mil de este blog que tiene usted ante los ojos, Lector, presentamos un feroz alegato contra el ajedrez; el realizado por los poetas André Breton y Nicolas Calas con motivo de las exposición «The imagery of Chess». Animamos al lector a repasar dicha entrada antes de leer la siguiente: 

PROFANACIÓN
El ajedrez es un combate cuerpo a cuerpo entre dos laberintos.
Una debilidad integral del ajedrez es que no se presta a la adivinación (no existe la ajedromancia).
La iglesia cristina nunca prohibió el juego del ajedrez como sí hizo con los dados y las cartas.
Para ser un buen jugador, uno no deber ser demasiado inteligente. — Jean Jacques Rousseau: Diderot no jugaba muy bien e inmediatamente reconoció la superioridad de Rousseau quien nunca falló en derrotarlo.
La guerra moderna es una forma avanzada de ajedrez pero muchas de sus piezas están obsoletas.
La «dama» es un personaje sospechoso. La facilidad con que se mueve sobre el campo de batalla nos lleva a pensar que ella es un general drag.
Una mujer está demasiado sola con un ajedrecista. (Cf. Marcel Duchamp, Joueurs d'echecs [Los jugadores de ajedrez], 1911). La verdadera Dama, la que todavía esperamos —en el ajedrez como en todas partes—es la prevista por Barthelemy Prosper Enfantin, la cabeza de la religión sansimoniana (1796-1864)
El único juego legítimo sería aquel que permitiría a cualquiera de los dos jugadores solo aquellas combinaciones de movimientos que no se hubieran intentado nunca antes.
La libertad filosófica es una ilusión. En ajedrez, como en todos los demás juegos, cada movimiento está cargado con el impreciso pasado del universo.
Para evitar cualquier sentido de grandeza en la competición, uno haría bien en reconocerse parte de una pirámide de cabezas de mono.
Un elemento de la antigua sabiduría que deberíamos tener en mente esa voz reprobadora que el general triunfante en su carro aún escucha en su cabeza.
Solo la inspiración está al mando día y noche: En general, no todo cálculo es un análisis: los jugadores de ajedrez hacen uno muy bien sin hacer el otro. —Baudelaire
El verdadero Napoleón (el asesino) fue un jugador de ajedrez mediocre. En la tumba de Lenin en la Plaza Roja puede verse un tablero de ajedrez (el comienzo de una partida o una que quedó sin terminar) y flotadores de pesca, Por otra parte (es justo mencionarlo) dos grandes innovadores del arte —Marcel Duchamp y Raymond Rousell— encontraron nuevas soluciones para algunos problemas del ajedrez.
El juego del ajedrez no es suficiente como juego; y es demasiado serio como entretenimiento. —Montaigne.
Lo que debe cambiarse es el juego, no las piezas.
Este texto provocador acompañaba la pieza presentada por Breton y Calas a la exposición:


André Breton y Nicolas Calas. Wine Glass Chess Set, 1944 (reconstrucción)



lunes, 16 de julio de 2018

JUEGO NO DISPONIBLE EN TODAS LAS INSTALACIONES


Game not available in all locations (Juego no disponible en todas las instalaciones) es una fotografía del norteamericano Kevin O'Mara. Se tomó en 2007, en los servicios de uno de los edificios de la Universidad Tecnológica de Tennessee, en Cookeville, donde el autor cursaba estudios.

¡Sin duda uno de los lugares más originales donde se puede aparejar un juego de ajedrez!

Más obras de Kevin O'Mara en su página de flickr.

viernes, 13 de julio de 2018

LA INMORTAL DE GORILLAZ

Humility es un sencillo perteneciente a The Now Now (Parlophone & Warner Bros, 2018), sexto álbum de la banda virtual de rock alternativo Gorillaz. Como es habitual en las canciones de la banda, el videoclip que la acompaña es una mezcla de dibujos animados e imagen real. En el caso de Humility la acción transcurre en Venice Beach y en una de las secuencias podemos ver a la guitarrista de la banda, Noodle, jugar al ajedrez contra Remi Kabaka Jr, productor y percusionista. Por cierto, el tocado de Kabaka parece rendir homenaje al gran Dizzy Gillespie.


Mientras veíamos el videoclip, la partida nos resultó vagamente familiar así que decidimos aislar un fotograma y...


¡Bingo! La inmortal. Noodle y Kabaka repiten en el videoclip las últimas jugadas de la Inmortal, la partida más veces reproducida en el arte. La posición final, justo después de la jugada que está ejecutando Noodle, merece un diagrama:


Aunque quizá sea ocioso recordarlo, «la inmortal» es una partida amistosa disputada en Londres en 1851 entre Adolf Anderssen y Lionel Kieseritzky. Se conserva porque Kieseritzky, el perdedor, quedó tan impresionado por la combinación de Anderssen que envió la partida a su club de París. Kieseritzky era, ni que decir tiene, un caballero. Esta partida está considerada la cumbre de la escuela romántica de ajedrez y una de las combinaciones más brillantes de la historia.

Ha llegado el momento de recordar la partida:



Por último, el videoclip.


LA INMORTAL EN ARTEDREZ

Gracias a Nacho Pérez Ortiz que me alertó de la existencia de este tema de Gorillaz

jueves, 12 de julio de 2018

JAQUE A LA EDUCACIÓN PÚBLICA


Como hemos visto repetidas veces en ARTEDREZ, el uso del ajedrez en la carterlería política es una constante a través de los tiempos. Una prueba de rabiosa actualidad es el cartel con el que se convoca a una concentración hoy mismo por la opacidad en los criterios de evaluación en las oposiciones a profesor de enseñanza secundaria en España.

miércoles, 11 de julio de 2018

GENIO vs DR. EXTRAÑO


La ilustradora rusa Lesya Guseva ha dedicado una serie a mostrarnos como sería la vejez de los superhéroes. Da lo mismo que sean de DC Comics o de la Marvel, incluso de Disney (aunque estos últimos solo encajan con calzador dentro de la categoría de superhéroes), en las ilustraciones de la Guseva podemos verlos jugando con sus nietos, dando de comer a los pajaritos en el parque o incluso haciendo alguna que otra gamberrada otoñal.

El Genio de Aladino, del combinado Disney, y el Dr. Extraño, de la Marvel, entretienen sus ocios jugando al ajedrez.

Con respecto a esta imagen, Lesya Guseva dice en su cuenta de Instagram:
¿Crees que es fácil jugar al ajedrez con un tipo que puede controlar el tiempo? ¿Por qué no? Juega hasta el final, día y noche, muchos años hasta ganar.
Supongo que por ello Lesya Guseva ha hecho dos versiones de la ilustración, una diurna y otro nocturna.



martes, 10 de julio de 2018

JAQUE MATE. UNA HISTORIA DE SUPERVIVENCIA

Encontraba en el ajedrez un dulce aunque momentáneo olvido
Desgarrador relato de superación personal, Jaque mate. Una historia de superviviencia es un libro autobiográfico de Delia Salvatore. Un trágico acontecimiento familiar arruinó la vida de sus padres y marcó decisivamente los primeros años de la autora. El abandono, la pobreza y el dolor parecían determinar un futuro nada halagüeño para una niña pequeña en la Rumanía poscomunista. Sin embargo, un hecho singular, que posteriormente se revelaría providencial, vino a cambiar su destino: un anciano profesor le enseñó a jugar al ajedrez. 


En el juego Delia encontró no solo ese «dulce aunque momentáneo olvido» de sus penas con el que encabezamos esta nota, encontró sobre todo una herramienta de superación, un estímulo para el combate, una coraza ante la adversidad. A lo largo de los torneos infantiles en los que participó fue desarrollando las habilidades que le permitieron sobrevivir, en primer lugar, y luego sobreponerse a las dificultades que aun estaban por llegar; que no fueron pocas ni leves.


Años después, instalada en España y al frente de su propio negocio, y ya con la creación del Club Ajedrez Cervantes en mente, Delia eligió, no podía ser de otro modo, el ajedrez como la línea directriz que le iba a permitir contar su historia y exorcizar definitivamente su pasado.

Jaque mate.

FICHA TÉCNICA
DELIA SALVATORE
JAQUE MATE. UNA HISTORIA DE SUPERVIVENCIA
NIRAM ART EDITORIAL
MADRID, 2018

FOTOGRAFÍAS DE PORTADA E INTERIOR DE BOGDAN ATER (2018)

domingo, 8 de julio de 2018

OREJAS DE MARIPOSA

Mara va vestida con un mantel.
—¡No! Llevo un vestido a cuadros para jugar al ajedrez.


FICHA TÉCNICA
OREJAS DE MARIPOSA
LUISA AGUILAR (TEXTO), ANDRÉ NEVES (ILUSTRACIONES)
KALANDRAKA. PONTEVEDRA, 2008

viernes, 6 de julio de 2018

LEONARD FREED

Dos jóvenes jugando al ajedrez en Berlín Occidental en 1965 por el fotógrafo de la agencia Magnum Leonard Freed. La fotografía es una de las muchas que Freed hizo en la República Federal de Alemania durante los años 50 y 60 y en las que documentó el llamado «milagro alemán», la reconstrucción del país arrasado por la II Guerra Muncial y su transformación en una potencia económica.

Freed reunió una amplia selección de estas fotos en su libro Made in Germany. Grossman Publishers; New York, 1970.


domingo, 1 de julio de 2018

CIENFUEGOS


Club de Ajedrez en Cienfuegos, Cuba, por el fotógrafo británico de la agencia Magnum Martin Parr. Capablanca preside.

Fotografía de 2017.

viernes, 29 de junio de 2018

JUGADORES DE AJEDREZ EN GINEBRA

Chess players in Geneva

Un lugar donde se reune la gente de Ginebra a jugar al ajedrez es en el Parque de los Bastiones, concretamente en la Promenade des Bastions, donde hay dispuestos varios tableros de ajedrez gigantes muy concurridos por los aficionados.

Los jugadores de ajedrez somos una pieza muy apetecida por los dibujantes urbanos y otras especies de depredadores, como los fotógrafos por ejemplo. Apenas nos damos cuenta de que nos están dibujando, por lo que no ponemos «cara de foto», somos tranquilitos, mantenemos la misma postura durante un buen rato y además somos una especie universal adaptada a todo tipo de hábitats.

La imagen de hoy, Jugadores de ajedrez en Ginebra, es un boceto realizado por el dibujante belga Laurent Leprince. Para reproducir el ambiente de la Promenade des Bastions, el autor ha fundido con photoshop hasta tres capas de bocetos para conseguir la imagen final.

La obra de Laurent puede admirarse en su blog Carnets de croquis sur la ligne deux (Bruxelles) Como su nombre indica, se refiere a la línea 2 del metro de Bruselas, en cuya área de influencia desarrolla el autor gran parte de sus su actividad como sketcher urbano.

domingo, 24 de junio de 2018

UNA MANADA DE ÑUS

«Una manada de ñus» es un libro de relatos de Juan Bonilla publicado en 2013. El título anuncia una poderosa imagen que se relaciona con los personajes que vamos a encontrar en el libro. Como sabemos por los documentales de la televisión, todos lo años una inmensa cantidad de ñus abandona los pastos resecos del Serenguetti para alcanzar los más verdes y frescos de Masai Mara. En su migración deben cruzar ríos en los que les esperan, hambrientos, los cocodrilos. Todos hemos visto en esos documentales como los ñus se apelotonan en la escarpada ribera de un río, dudando sobre si atreverse o no a entrar en el agua. Al final se deciden y algunos son atacados por los cocodrilos y devorados mientras que los demás pasan a toda prisa sin mirar siquiera de reojo a sus compañeros caídos. Unos mueren para que otros se salven. Horrible metáfora de la condición humana. 

Pues bien, para Bonilla, los protagonistas del libro son como esos ñus apelotonados en la orilla del río, temerosos de que, de dar el primer paso, seguramente serán ellos los devorados por los cocodrilos. Y esos ríos infestados de cocodrilos habrá que cruzarlos innumerables veces en la vida. Todos, por supuesto, podemos ser ñus, algunos quizá más ñus que otros. Y algún que otro cocodrilo también hay...

El primero de los relatos de libro, Había una manera, cuenta unas supuestas simultáneas que el legendario jugador de ajedrez norteamericano Robert «Bobby» Fischer, campeón del mundo entre 1972 y 1975, habría dado en España años después de su renuncia a disputar el título frente a Karpov. En las simultáneas, después de acabar con facilidad con todos sus rivales, solo un adolescente aguanta al campeón. Durante un tiempo, parece que el muchacho tiene las de ganar pero la ventaja va desapareciendo y al final el simultaneador propone unas tablas que son aceptadas. Al estrechar la mano de su rival, Fischer le susurra unas palabras. El adolescente no sabe inglés y no entiende lo que le dice, pero otro adolescente, que había jugado en la mesa de al lado y que si sabía inglés asegura que el Gran Maestro norteamericano había dicho que no era tablas, que había una manera de ganar. Esa frase de Fischer atormentará a los dos muchachos durante bastante tiempo. ¿Había dicho Fischer realmente eso? ¿Había entendido bien la frase? Pero sobre todo ¿de verdad «había una manera» de ganar esa posición?


Pese a su indudable interés, el relato tiene algunos detalles puramente ajedrecísticos que son matizables. Por ejemplo, no es normal que en una simultánea a 50 tableros, como la que se plantea en el relato, se emplee reloj ni tampoco que participen jugadores profesionales en contra del simultaneador (ambas cosas pueden darse, pero en simultáneas a muchos menos tableros) y tampoco es normal, aunque también es posible, que el simultaneador ceda las blancas a su rival. Incidentalmente, Fischer hablaba con corrección el castellano aunque si se hubiera dirigido en nuestra lengua a su rival no habría habido cuento.

Hay pocas imágenes de las simultáneas celebradas por Bobby Fischer en España y de no muy buena calidad. La que subo es una fotografía de una fotocopia ampliada a gran tamaño tomada en el Club de Ajedrez de Mataelpino y pertenece a la colección de Ricardo Lamarca. En ella vemos a Fischer en presencia del Dr. Rey Ardid y otros que no he sabido identificar en una de las dos sesiones que el de Brooklyn dio en Madrid en diciembre de 1970.

FICHA TÉCNICA
JUAN BONILLA
UNA MANADA DE ÑUS
PRE-TEXTOS. VALENCIA, 2013

jueves, 21 de junio de 2018

LUCAS TANNER

¿Se acuerdan de Lucas Tanner? Probablemente no, salvo que vayan ustedes para viejos. Lucas Tanner era una serie de televisión de mediados de los setenta cuyo héroe epónimo era un antiguo jugador de béisbol profesional y periodista deportivo que vió truncada su vida por un dramático accidente en el que murieron su mujer y su hijo. 

Después de la tragedia, Tanner se emplea como profesor en un instituto donde sus métodos pedagógicos poco convencionales le granjearon rápidamente la animadversión de sus colegas y el aprecio de sus pupilos.

En el tercer episodio de la única temporada de producción de esta serie, Lucas tiene que lidiar con los problemas de un niño prodigio cuyas enormes facultades intelectuales le han llevado hasta la Universidad sin pasar por el instituto, lo que le ocasiona graves problemas de adaptación.

Como tantas veces ocurre en la ficción, uno de los adornos de la inteligencia es la afición, cuando no el dominio, al ajedrez.

En la foto podemos ver a Scott Glaser, el niño prodigio, interpretado por Alfred Lutter III, doblado en la versión española por Carolina Montijano, demostrárselo a David Hartman, Lucas Tanner, quien se hacía entender en español por medio de la voz de Luis Carrillo.


domingo, 17 de junio de 2018

HERNÁN MERINO


La reina: ¿Y ahora cómo es la movida?

Dibujo del gran caricaturista colombiano Hernán Merino. Dado que Merino colaboró habitualemente con la prensa de su país como caricaturista político, parece muy probable que el presente dibujo tuviera como fin su publicación en algún diario u otro medio de comunicación escrita.

Quizá algún lector colombiano pueda ayudarnos a situar en contexto la viñeta e identificar a los personajes retratados.



FICHA TÉCNICA
HERNÁN MERINO
AJEDREZ POLÍTICO (1969)
TINTA CHINA Y ACUARELA SOBRE CARTULINA. 24,7 x 31,4 cm
COLECCIÓN DE ARTE DEL BANCO DE LA REPÚBLICA. BOGOTÁ, COLOMBIA

viernes, 15 de junio de 2018

S.O.S BIENESTAR



Ajedrez incidental en la inquietante distopía «S.O.S. Bienestar» de Jean van Hamme (guion) y Griffo (dibujos).

FICHA TÉCNICA
S.O.S. BIENESTAR. EDICIÓN INTEGRAL (S.O.S. BONHEUR. DUPUIS, 1984-1989)
JEAN VAN HAMME; WERNER GOELEN (GRIFFO)
NORMA EDITORIAL. BARCELONA 2018
TRADUCTOR SIN ACREDITAR (LO QUE PARECE INCREÍBLE A ESTAS ALTURAS DEL TERCER MILENIO DESPUÉS DE JC)


miércoles, 13 de junio de 2018

MATTIN-LAURENT PARTARRIEU

Partarrieu, Mattin-Laurent (b,1946)- Chess Game

Mattin-Laurent Partarrieu es un  pintor vasco francés que realiza una suerte de moderna pintura de género, con un estilo figurativo muy cercano a la ilustración o al cómic y con una temática centrada en las costumbres tradicionales del País Vasco, con sus deportes ancestrales y una cierta nostalgia de un pasado rural y preindustrial, aunque con pequeñas concesiones a la vida moderna. Partarrieu propone una visión amable de la vida, tocada por un sutil erotismo o al menos una expresa tensión entre los sexos, en la que no cabe la violencia o el drama.

El artista vasco francés tiene un gusto especial por situar sus composiciones en establecimientos hosteleros: bares, bistrós, cafeterías, terrazas, pianos bar son muy habituales en su producción. En ellos se desarrollan fundamentalmente las estrategias de la seducción. Es el caso de la obra que mostramos hoy, donde hemos encontrado a una pareja jugando al ajedrez en un bar que muy bien pudiera estar en San Juan de Luz.

martes, 12 de junio de 2018

UNA PARTIDA DE AJEDREZ CON DUENDE


«Es como una partida de ajedrez, pero una partida de ajedrez con duende». Así definió el que fuera base de varios equipos de la NBA entre los años setenta y ochenta Paul Westphal el baloncesto. La frase fue aprovechada por el periodista John Papanek para titular un artículo sobre básquet publicado en Sports Illustrated (A Chess Game with Soulen octubre de 1980.

El ilustrador, Bob Lapsley, dibujó como a trebejos en un tablero de ajedrez a cinco de los jugadores que se mencionan en el texto. De izquierda a derecha son: Earvin «Magic» Johnson, de Los Angeles Lakers; Dennis Johnson, de los Phoenix Suns; Kareem Abdul Jabbar, de Los Angeles Lakers; Paul Westphal, de los Seattle Supersonics y Marques Johnson, de los Milwauke Bucks.

lunes, 11 de junio de 2018

ROSANA SUÁREZ


Pensado como parte de un trabajo para sus alumnos de secundaria que no cuajó, Rosana Suárez Magán pintó este cuadro en el que unas piezas de ajedrez, una vez terminada la partida, han vuelto a la caja que las conserva y guarda. Hiperrealista, casi fotográfica, con un luz envolvente y suave, es una representación muy realista de unos objetos cotidianos.

Sin embargo, los lectores del blog recordarán que esta iconografía encaja de lleno con un tópico frecuente en la literatura castellana. El del poder igualador de la muerte. Vamos a aprovechar la obra de Rosana Suárez para hablar un poco de él.

El tema se presupone antiguo, posiblemente ya en la literatura árabe se encuentre un precedente, y sin duda uno de los famosos rubayats de Omar Jayyam entronca con este tópico.



Nosotros, piezas mudas del juego que Él despliega

sobre el tablero abierto de noches y de días,
aquí y allá las mueve, las une, las despega,
y una a una en la Caja, al final, las relega.
Omar Jayyan
 Los Rubaiyats
Traducción de Joaquín V. González

Muchísimas e imposible rastrearlas en su totalidad, al menos para este humilde cronista, son las versiones de esta idea. Nos contentaremos con hablar de tres de ellas

En 1598, fray Alonso de Cabrera decía en la oración fúnebre que dedicó a la muerte de Felipe II.
Es un juego de ajedrez (la vida), que entabladas las piezas, tiene cada una su lugar y preminencia: el rey, la dama, el arfil; pero acabando el juego y echadas en la bolsa, y revueltas como caen: el rey, que es más pesado, abajo, el peón arriba, no hay diferencia ni respeto.
Alonso de Cabrera
    Oración fúnebre que predicó en la muerte de Felipe II
San Lorenzo del Escorial, 1598

Doce años después de la loa de Alonso de Cabrera, Sebastián de Covarrubias escribe en el vigésimo tercero de sus emblemas morales.


roys, pyons dans le sac son eguaux
El rey, la dama, alfil, roque, caballo,

cada cual de estos tiene en el tablero
su casa, su poder, y en el mudallo
se guarda orden y concierto entero.
Al fin del juego por mi cuenta hallo
que en saco el peón entra primero
y al rematar, los bienes y los males
de aquesta vida, todos son iguales. 

En tanto que vivimos, cada uno tiene su puesto en la república, con cuya variedad se compone y se conserva. Pero llegado el día de la muerte la tierra nos recibe con tanta igualdad que no hay distinción del rico al pobre. Y así es como la bolsa de los trebejos en el ajedrez, que acabado el juego todos entran confusamente en el saco. Y esto nos significa el mote francés: roys, pyons dans le sac son eguaux.
Sebastián de Covarrubias Orozco
Emblemas morales.
Madrid, 1610


Diecisiete años después, en la segunda parte del Quijote, Cervantes remataba:
―Brava comparación ―dijo Sancho–, aunque no tan nueva que yo no la haya oído muchas y diversas veces, como aquella del ajedrez, que, mientras dura el juego, cada pieza tiene su particular oficio; y, en acabándose el juego, todas se mezclan, juntan y barajan, y dan vueltas con ellas en una bolsa, que es como dar con la vida en la sepultura.

Miguel de Cervantes Saavedra
Segunda parte del ingenioso caballero don Quijote de la Mancha
Madrid, 1615 

FICHA TÉCNICA
ROSANA SUÁREZ MAGÁN
ÓLEO SOBRE LIENZO. 100 x 73cm.
COLECCIÓN PARTICULAR