jueves, 30 de abril de 2015

EL JUEGO ETERNO



"El juego eterno" es un grabado de la artista estadounidense de origen ucraniano Marina Korenfeld realizado en 2001. Marina Korenfeld realiza un arte simbólico, fuertemente influido por la mitología eslava, muy introspectivo y muy preocupado por temas como la identidad y el yo. El ser mitológico más importante para la artista es la Sirena que, como en su origen griego, es un ser mitad mujer mitad ave cuyo canto puede embelesar a los hombres pero que en la poética de la Kornefeld parece representar la inspiración, la creación.

De este grabado se ha dicho:
La sirena aparece en una visión ante la mujer que está jugando una partida de ajedrez: siguiendo una corriente mística, el grabado parece sugerir que la sirena es el alter ego de la mujer y que el juego que está en marcha es un juego de identidad.
O un juego de superación, de esfuerzo, de búsqueda de la propia esencia personal.

FICHA TÉCNICA
MARINA KORENFELD
ETERNAL GAME, 2001
GRABADO, AGUATINTA Y ACUARELA. 19x15 cm.
COLECCIÓN PARTICULAR