lunes, 6 de octubre de 2014

CHESS KILLERS


El fotograma precedente pertenece al cortometraje Chess Killers, firmado en 2010 por un equipo formado por Enrique Almazán, Joel Santáeularia, Jesús García (en la imagen), Gerard Rodríguez y Jon Horna y realizado como trabajo académico para la Universidad Autónoma de Barcelona.

Filmado en clave negra, el cortometraje cuenta la historia de una apuesta entre mafiosos por un premio que nunca se muestra al espectador pero que se intuye de un altísimo valor. La apuesta se decide mediante una partida de ajedrez. Como en todo buen thriller , en Chess Killers hay amor, hay muerte y hay traiciones que se anuncian en clave ajedrecística, como se aprecia en este otro fotograma:


La secuencia de la partida presenta, lamentablemente, un pequeño fallo de continuidad ya que en el minuto 06:30 vemos al blanco jugar 10. Axh5 y luego de realizar varias jugadas más, un minuto exacto después, repetir el mismo movimiento. 

En distintos planos se puede ver con claridad la disposición de las piezas por lo que hemos podido determinar la partida que se eligió como modelo para el rodaje de las distintas escenas de la partida. Se trata de una partida histórica, la vigésimo tercera del match disputado en La Habana entre Wilhelm Steinitz y Mijaíl Chigorin, que significó la victoria de Steinitz, y por tanto su proclamación como campeón del mundo, después de un grosero error de Chigorin en la jugada 32.



Dado que es citado en los créditos, podemos suponer que tanto la elección de la partida como el atrezo ajedrecístico fue proporcionado por el Club Escacs Cardedeu.

Tómese unos minutos, Lector, y échele un vistazo al cortometraje: